¡No más plástico de un solo uso! Todo sobre la ley 21.368

¡Al fin ha llegado el gran día para nuestro país! Este mes termina la marcha blanca para el comercio y comienza la prohibición de la entrega de plásticos de un solo uso ¡Y qué poético que sea en el mes del amor! La aplicación de la ley 21.368 ayudará a generar conciencia ecológica en nuestro país y a reducir nuestro impacto medioambiental dando un respiro a nuestro gran hogar.

Pero ¿en qué consiste esta ley? ¿Realmente generará un cambio en el medioambiente? Te invitamos a aprender junto a BEENAT todo lo que necesitas saber de esta nueva legislación y los beneficios que traerá para nuestro país y nuestro planeta.

¿Y por qué nos importan las leyes contra el plástico de un solo uso?

Comencemos con lo básico ¿sabes lo que es un plástico de un solo uso? La ley 21.368 los define como productos de este material que no son reutilizables. Tristemente, estos elementos son cotidianos en nuestra vida e incluyen cosas tan sencillas como vasos, potes, cucharas, bombillas, etc. 

Durante años el comercio no nos dejaba una alternativa para comprar alimentos, especialmente de comida rápida, que no tuvieran al menos un elemento de plástico. La solución que se nos daba a este problema era el reciclaje, pero, según lo indica Greenpeace el 90% de los plásticos en Chile van a parar a un vertedero. 

Algunos antecedentes

De más está mencionar el impacto medioambiental que tiene esta basura en nuestro país y nuestro planeta. Hace un tiempo te mencionamos en nuestro blog de BEENAT varios datos respecto a la contaminación que producen estos desechos ¡Y desde entonces a la fecha siguen apareciendo más antecedentes!

Sin ir muy lejos, de seguro recuerdas el envase de helados de más de 40 años encontrado intacto en El Quisco el pasado diciembre del 2021. La municipalidad de la localidad dio a conocer el hallazgo a través de su cuenta de Twitter oficial, lo que ocasionó el impacto y enojo de los consumidores. Este hecho demostró dos cosas: que el plástico es un mal que durará décadas (si es que no siglos) y que la gente hoy tiene mayor conciencia ecológica.

El desastre del plástico de un solo uso en el planeta

Plásticos de un solo uso blog BEENAT

¡Pero esta es solo una parte del impacto medioambiental que generamos! Tristemente a diario nos encontramos con imágenes angustiantes como las islas de plástico de los océanos, tortugas marinas asfixiadas por la ingesta de bolsas plásticas e incluso la icónica imagen del caballito de mar envolviendo su cola en un cotonito.

Si bien esto es un problema a nivel mundial ¡no podemos mirar para el lado sin hacer nada! Solo en Chile consumimos 51 kilos de plástico en promedio por persona al año. De esta cantidad no reciclamos más del 10% y nuestros desechos van a parar a vertederos, fuentes de agua y en consecuencia al océano ¡Todos somos parte del problema y podemos serlo de la solución!

Por esa razón diversas ONG, ciudadanos y miembros del congreso impulsaron la ley contra los plásticos de un solo uso para que el cambio venga desde la raíz del problema. Al eliminarlos podemos reducir considerablemente el plástico que ya está en circulación. Además, por medio de esta legislación podemos educar a la ciudadanía y generar hábitos sanos para cuidar y sanar nuestra enorme casa.

Entonces ¿Qué cambiará con la ley 21.368?

Ya hemos mencionado que el objetivo de esta nueva normativa es proteger el medioambiente y disminuir la generación de residuos. Para eso se limitará la entrega de productos de un solo uso en el comercio relacionado a los alimentos. Además, cuando la ley esté en vigencia en su totalidad (en agosto del 2024) las botellas desechables deberán contar con una certificación que acredite que fueron hechas de plástico reutilizado.

Así, la primera medida comenzó a regir este 13 de febrero del año 2022, tras 6 meses de la promulgación de la ley. Desde aquí, los comercios no podrán entregar elementos plásticos de un solo uso. Quienes lo hagan arriesgan multas de entre $55000  y $275000 por cada artículo que sorprendan entregando.

En cuanto a las botellas plásticas desechables, luego de agosto del 2024 podrán continuar circulando, sin embargo su venta será condicional. Todas estas botellas deberán contar con una certificación especial entregada por el Ministerio del Medioambiente que acredite que fueron creadas con un porcentaje de material reutilizado. Además el comercio que las entregue deberá gestionar el correcto reciclaje de estas, dando un espacio a los consumidores para que no deban desecharlas.

Sabemos que esto no eliminará el plástico de manera mágica ¡pero es un gran inicio para la instauración de una economía circular! Además, la ley obliga a los establecimientos como supermercados o almacenes a disponer de alternativas de bebidas en envases retornables. Así, como consumidor sabrás que el 100% del envase que utilizas será reutilizado.

¡Esta no es la única ley de conciencia ecológica en Chile!

Plásticos de un solo uso bolsas plásticas prohibidas por la ley chilena blog BEENAT

En febrero del año 2019 se prohibieron en nuestro país las bolsas plásticas en supermercados, almacenes y en el retail. Esta normativa fue el precedente de la ley 21.368 y juntas buscan hacerse responsables de las 33.000 toneladas de plásticos que se generan anualmente en Chile. 

Por otro lado, el 16 de marzo del año 2021 entró en vigencia la ley REP que obliga a las empresas fabricantes e importadoras a hacerse cargo de manera responsable de los desechos que generan sus productos. Entre los elementos que deben considerar se encuentran pilas, baterías, aceites y/o lubricantes, envases y embalajes, diarios y revistas, aparatos eléctricos, y neumáticos. 

Así, la legislación y el estado comienzan a hacerse cargo de regular el impacto medioambiental que generan tanto las empresas como la ciudadanía. Estos cambios significan un gran avance para nuestra sociedad ya que definen las acciones que cada parte de ella deben llevar a cabo para solucionar la terrible situación en la que se encuentra nuestro planeta.

¡Suena bien! Pero ¿quién fiscaliza que todos hagan su parte?

Para el caso de la ley 21.368 contra los residuos plásticos de un solo uso, la fiscalización se derivó a las municipalidades. Sin embargo, la ciudadanía también tiene la facultad de denunciar cada vez que vea que la normativa no se cumple. En la Municipalidad de Las Condes, por ejemplo, ya se encuentra habilitado el fono 1402 para denunciar directamente estos hechos dentro de la comuna ¡Averigua el canal disponible en tu municipio!

Problemas con la ley contra los plásticos de un solo uso

No todo es perfecto y lamentablemente ya estamos viendo algunas complicaciones que podrán aparecer con esta ley. En una entrevista realizada por Desafío Futuro a diferentes locatarios, salieron a la luz los siguientes:

  1. Falta de stock de los productos que reemplazarán a los plásticos de un solo uso. Esto se debería a los problemas de importación producto de la pandemia y al aumento de la demanda generada por la implementación de la ley.
  2. Mayores precios. Según indican los mismos locatarios, el valor de los productos permitidos por la ley pueden llegar a ser 3 veces el de los de plástico desechable. Este aumento se vería reflejado en el precio final de ventas, afectando directamente a los consumidores.
  3. Recursos municipales para fiscalizar. Esta ley revela una situación social de desigualdad de recursos en las diferentes comunas de nuestro país. No todos los municipios cuentan con los recursos para contratar al personal necesario para realizar las fiscalizaciones ¡¡Por eso la participación ciudadana es esencial!!

¡La conciencia ecológica comienza por casa!

BEENAT envoltorios reutilizables ecofriendly para cuidar el planeta

Si bien la ley será efectiva en su totalidad dentro de 2 años más, nosotros podemos comenzar con los cambios hoy mismo. Comienza por averiguar cuál es tu punto verde o punto limpio más cercano y separa los desechos que acepten ahí de tu basura ¿Hay plásticos que no te recibieron? ¡Con ellos puedes hacer ecoladrillos y donarlos a diferentes proyectos!

También ayudarás mucho al planeta si cuidas tus alimentos ¡Por medio de ellos ahorrarás toda el agua que se usó en su producción! También puedes decirle adiós a los plásticos de un solo uso como el Alusa Plast con nuestros envoltorios reutilizables BEENAT ¡Son únicos en Chile! Con ellos podrás conservar tus alimentos de manera saludable y ecológica.

¡Cuida el planeta en el mes del amor y todos los meses del año!